miércoles, 26 de septiembre de 2012

Tiré las metras al monte

Después de haber comido pollo con papa y yuca al vapor, algún día impregne los calzoncillos de alegría, salí a gozar de la vagabundería sana. Con 400 metras dentro de una bolsa, buscando meter todo en el hoyo, hasta la tristeza crónica de mis días, sin temor a equivocarme. Me encontré ese día con tantas risas, bicicletas y medias deshiladas. Con un árbol de mamón, sin mamones, y con la victoria de haber ganado en la calle, mas metras. Dos horas mas tarde, las tiré al monte.
2012

No hay comentarios: